Restaurantes reabrirán con sin salsas en la mesa y sana distancia

Mexico
Tipografía

La actividad restaurantera volverá con algunos cambios a lo que acostumbrábamos, en los menús, las separación de mesas y hasta las salsas.

Para los dueños y operadores de restaurantes, la existencia de un Lineamiento Nacional para la Reapertura del Sector Turístico permitirá homologar el criterio para las medidas sanitarias con el fin de reducir el riesgo de contagio de covid-19 en sus clientes.

En el documento compartido con Forbes, las autoridades citan y retoman las propuestas de Cámara Nacional de la Industria de Restaurantes y Alimentos Condimentados (Canirac) como recomendaciones a ser efectivas a partir del 1 de junio, con acciones como la sanitización de los locales y la distancia entre mesas.

“El aforo estará organizado de tal manera que se respete el régimen de
separación social, con una distancia no menor a 1.5 metros, que marcan las Instituciones Sanitarias Internacionales para COVID-19″, señala el documento, presentado el miércoles por la Sectur y la Secretaría de Salud. Ello podría verse favorecido cuando los lugares usen gabinetes, pues cuentan de antemano con una barrera física.

La semana pasada, la Cámara presentó un protocolo llamado ‘Mesa Segura’ con el fin de mostrar las directrices para la reapertura del sector.

Otras de las medidas prevén el uso de la barra con distancia y su prohibición como zona de espera, el cierre temporal de las áreas de juegos infantiles, separación de entradas y salidas del establecimiento, la cobertura de alimentos en caso de tener bufet y la distribución de trabajo para evitar el contacto entre trabajadores en la cocina, incluso con marcas en el piso.

En el comedor y los salones para eventos privados, solo se permitirán mesas de hasta 10 personas, y se prevé la implementación de menús digitales, desechables, en pizarra o su sanitización constante si se usa portamenús. Además, los condimentos, salsas y extras para los alimentos tendrán que servirse al momento en porciones individuales.

“Montar la mesa delante del cliente, con la finalidad de minimizar el tiempo de exposición del menaje. Se deberán eliminar elementos que no sean necesarios como servilleteros, acrílicos, decoraciones, etc. La mantelería deberá ser cambiada por completo después de cada servicio. Todas las prendas textiles deberán de lavarse de forma mecánica en ciclos de lavado a 60/90 °C. Toda la mantelería sucia deberá de ser manipulada con guantes”, señala el documento.

Si bien el documento está aún en elaboración en algunas de sus partes, para la Canirac fue un buen avance que las autoridades tomaran en cuenta su plan originado desde la iniciativa privada.

“Es un protocolo que asumió la Secretaría de Turismo como propio, hasta ahí estamos tranquilos porque está considerando que nosotros pensamos que era la manera de enfrentar una epidemia”, explicó Francisco Fernández, presidente de la Canirac.

El pasado viernes, durante un webinar organizado por la consultora Deloitte, el presidente de la Canirac alertó que las medidas que podría determinar el gobierno podrían convertirse en una fuente de presión adicional para el sector, de por sí debilitado por una caída de la demanda de hasta 80%.

Información de Forbes.