EEUU acusa a Rusia de "complicar" los esfuerzos para un alto el fuego en Libia

Internacional
Tipografía

Estados Unidos ha vuelto a acusar este miércoles a Rusia de "complicar" los esfuerzos para lograr un alto el fuego en Libia y ha acusado al Grupo Wagner, propiedad de un hombre cercano a Vladimir Putin, de colocar bombas y minas antipersona en los alrededores de la capital del país, Trípoli.

El Mando África de Estados Unidos (AFRICOM) ha dicho "tener pruebas claras" sobre la colocación "indiscriminada" de minas antipersona y explosivos por parte del Grupo Wagner entre Trípoli y Sirte y ha agregado que supone "una nueva violación del embargo de armas de Naciones Unidas" y "una amenaza para la vida de libios inocentes".

"El Grupo Wagner, apoyado por el Estado ruso, está demostrando un desprecio total por la seguridad de los libios", ha manifestado el director de operaciones del AFRICOM, Bradford Gering, quien ha criticado las "tácticas irresponsables" de esta empresa de seguridad privada, responsable del envío de mercenarios a Libia.

Así, ha dicho que estos actos "prolongan el conflicto y son responsables del sufrimiento innecesario y la muerte de civiles inocentes". "Rusia tiene el poder de detenerlos, pero no tiene la voluntad de hacerlo", ha argumentado, según un comunicado del AFRICOM.

El AFRICOM publicó a mediados de junio "nuevas pruebas sobre la actividad de aparatos rusos" en Libia, incluido el envío de aviones militares, y recalcó que el papel de Moscú en el conflicto "incrementa la violencia y retrasa una solución política".

Jalifa Haftar, que cuenta con el respaldo de Egipto, Rusia y Emiratos Árabes Unidos (EAU), lanzó en abril de 2019 una operación para hacerse con el control de Trípoli, la capital y donde tiene su sede el Gobierno de unidad que lidera Fayez Serraj.

Tras el avance inicial, el conflicto quedó estancado hasta que Turquía decidió intervenir del lado del Gobierno libio, revirtiendo la situación y expulsando a las fuerzas de Haftar. La batalla está ahora en torno a la ciudad de Sirte, ciudad natal del difunto Muamar Gadafi.

La duplicidad institucional en Libia se retrotrae a las elecciones parlamentarias de 2014, que dividieron las administraciones, sin que las asentadas en el este –anteriormente reconocidas por la comunidad internacional– y el Gobierno de unidad, surgido de un acuerdo en 2015, consiguieran pactar su unificación desde entonces.

Información de Publímetro.