SHyCP investigará al sector transportista || El descafeinado “cerebro” del jefe de prensa del gobernador electo

Política
Tipografía

La Unidad de Inteligencia Financiera de la SHyCP investigará al sector transportista

El descafeinado “cerebro” del jefe de prensa del gobernador electo

CANINOS. - Ante la voracidad que han mostrado diversos grupos arribistas a Morena por quedarse con la Dirección Municipal de Vialidad y Transportes, el gobernador y diputados electos analizan desde ahora el hacer efectiva la LEY GENERAL DE TRANSPORTE PÚBLICO DEL ESTADO DE BAJA CALIFORNIA que aprovecharán también para acabar con la anarquía existente en ese sector, en el que se presume que ha servido incluso como una de las mejores formas para “lavar dinero”, por lo que, desde que cuentan con la constancia de mayoría, han solicitado a la Unidad de Inteligencia Financiera de la Secretaría de Hacienda y Crédito Público, para que, junto con la Fiscalía General de la República, someter a una exhaustiva investigación a las empresas que sorpresivamente modernizaron sus flotillas de camiones, cuando sus ingresos se han reducido y no han sido los de años anteriores.

TRAIDOR. - Si a la deslealtad y a la traición se les pudiera fotografiar, saldría en la gráfica Juan Antonio Guízar Mendía, encargado de las cuestiones de prensa y difusión del gobernador electo, Jaime Bonilla Valdez.

Todo parece indicar que a Juan Guízar se le olvidan sus orígenes. Se le olvida quiénes lo han ayudado desde su llegada a Tijuana.

Olvida todo lo que hizo (y deshizo) durante sus casi 12 meses como jefe de prensa en el gobierno panista de Silvano Abarca Macklis en Playas de Rosarito.

Se le olvida quién le dio el espaldarazo para que “trabajara” en Televisión Azteca. Parece que se le olvida el porqué de su salida de Televisa. Se le olvida cuánto le pagó Jorge Ramos por el material sustraído de dicha empresa.

No recuerda cuánto se auto pagaba por un medio de comunicación apócrifo siendo jefe de prensa de la comuna rosaritense.

Olvidó por qué arribó como “analista político” y comentarista a las empresas del hoy gobernador electo, Jaime Bonilla.

Ojalá no olvide que a quien hoy sirve le debe lealtad y discreción y que debe sujetarse a las reglas del jefe del ejecutivo federal: “¡Cero corrupciones!”; “Al margen de la ley, nada; por encima de la ley, nadie".

A ver cómo le va con su “harem” de egresados de Comunicación social, luego de haber dicho que, al ser titular de Comunicación Social del Gobierno del Estado, sólo mantendrá relación comercial y “profesional” con los reporteros, columnistas e “influencers” de medios “con prestigio”, ya que advirtió al gobernador electo que no quiere saber nada de “panfleteros”, “blogueros”, ni la “perrada que no tiene llenadera en cuanto a exigir recursos económicos”. Incluso mencionó nombres de a quienes se refería, pero no es el caso de “amarrar navajas”, al cabo que todo cae por su propio peso y la muestra es el tiempo que ha durado en los trabajos que ha tenido.
Hasta aquí la dejamos, no sin antes recomendarles que NO SE ENREDEN ¡Y PUNTO!