Expediente Político: Siete de junio, el día ‘D' para la UABC

Baja California
Tipografía

El adeudo que arrastra el gobierno de Francisco “Kiko" Vega asciende a más de mil millones de pesos

La máxima casa de estudios de Baja California, la UABC, gracias a la degradante administración de Francisco Vega de Lamadrid en el gobierno estatal, que desde el año 2016 no ha cumplido a cabalidad con la entrega de los recursos económicos presupuestados en ese año y los subsecuentes, ha obligado a las autoridades universitarias y a su patronato, fijar como fecha crucial para la institución, el siete de junio.

La crisis financiera que vienen arrastrando desde mediados de 2016, ha venerado una serie de ajustes presupuestales y gastos por parte de la universidad, que han impactado de diversas formas en los programas educativos en perjuicio del alumnado, programas de becas, investigación, intercambios, apoyo a proyectos de servicios social y cultura, entre otros.

El adeudo que arrastra el gobierno de Francisco “Kiko" Vega asciende a más de mil millones de pesos, lo que no solo agrava lo antes descrito, sino que arriesga el ingreso de mas de diez mil jóvenes a la UABC, porque se prevé por parte de las autoridades y patronato, que si el gobierno del estado no hace entrega de cuando menos 600 millones de pesos en la fecha establecida, la convocatoria de nuevo ingreso para el periodo 2019-2021, la UABC en lugar de ofertar 22 mil espacios, solo se pondrán a disposición de los interesados 11 mil lugares, es decir, un 50 por ciento menos.

Jóvenes que no podrán obtener una licenciatura gracias a un gobierno irresponsable, con fétido aroma de corrupción, que no le ha importado dar solución al adeudo que guarda y arrastra desde el 2016 con la máxima casa de estudios en la entidad, y a quienes tuvo el cinismo de engañar en noviembre del 2016 con la firma de un convenio en el que se comprometía a pagar lo adeudado y a incrementar sus recursos en 200 millones de pesos, para el ejercicio del 2017, pero Kiko Vega nunca cumplió. 

Y la pregunta que no ha tenido respuesta hasta el momento y que resulta perogrullesca es, ¿qué alternativa tendrán los jóvenes que no logren un lugar, cuando la mayoría, por no decir todos, no pueden cubrir la inscripción y colegiaturas en una escuela privada?.

Ya basta de la pasividad y civilidad que han mostrado funcionarios y alumnado de la UABC ante la actitud descarada del gobierno del estado y de su titular, es el momento de que le exijan al gobierno de manera enérgica y contundente la entrega de los dineros que hasta ahora a escatimado, desviado y escondido Vega de Lamadrid. 

No es posible seguirle permitiendo y aceptando a Kiko Vega su eterna disculpa para salir del problema que él genero a causa de su enfermiza tendencia a la corrupción, agravada por su degradante gestión administrativa, culpando al gobierno federal de que lo que ocurre en la universidad es por no haber entregado los recursos correspondientes a la UABC.

Ya basta.

Llegó la hora de ajustar cuentas con Kiko Vega, no se puede permitir, que 11 mil jóvenes no tengan un lugar en la universidad, que se sumarán, a los cerca de nueve mil que cada año quedan fuera por lo limitado de los espacios ofertados.

Hace unos días concluyó el proceso para elegir a quién ocupará la silla que aún tiene Kiko Vega, la mayoría de quienes salieron a sufragar le dieron su confianza al candidato de Morena, Jaime Bonilla Valdez, de quien se conoce de su excelente relación con el presidente Andrés Manuel López Obrador, es el momento de que interceda por la UABC aprovechando esa relación y pida al primer mandatario gire sus instrucciones al titular de la SHCP, para que envíe los recursos a la UABC y así sacarla de la crisis económica y educativa que padece y salvar los 11 mil sitios que están en peligro de desaparecer.

Y posteriormente, ajustar cuentas con Francisco Kiko Vega.

Y mientras tanto….

En el PAN en Baja California, buscan reemplazar a su dirigente José Luís Ovando Patrón, se sabe el porqué, pero no está claro el para qué.  

tijuana principal