Investigadores mexicanos presentan proyecto en congreso internacional

Internacional
Tipografía

Se destaca el aporte de la UA de C, quien ha sido gran aliada en la investigación por la adquisición de un microscopio electrónico de barrido, con el que pueden analizar los minerales.

Con la finalidad de reunir a expertos de todo el mundo para aportar nuevos descubrimientos sobre materiales de autocuración, docentes investigadores de la Universidad Juárez del Estado de Durango (UJED), campus Gómez Palacio, Universidad Autónoma de Coahuila (UAdeC), Unidad Torreón y Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM), participaron de manera virtual en la 8.a Conferencia Internacional sobre Materiales de Autocuración ICSHM-MILANO 2022, gracias a un proyecto realizado entre las tres instituciones educativas. 

Rajeswari Narayanasamy, Facundo Cortés Martínez y Julio Roberto Betancourt Chávez, pertenecientes a la UJED; María José Castro Alonso, Mariel Rubí Macías Franco, Alejandra Sánchez Muñoz y Nagamani Balagurusamy, pertenecientes a la UAdeC; así como Ricardo Oropeza Navarro, de la UNAM fueron los encargados de dar a conocer el proyecto mexicano.

La doctora Rajeswari Narayanasamy , investigadora docente de la UJED en la Facultad de Ingeniería Civil y Arquitectura (FICA), comenta que “Validation of the survival and activity of inoculated bacterial strains in bioconcrete using molecular tools: gene sequence analyses and expression” es el nombre del proyecto multidisciplinario, es decir, que engloba la ingeniería con la biología, abordando el aislamiento y cultivo de bacterias, proveniente de suelos de La Laguna.

Indica que para este congreso no solamente se centró en el tema de la construcción, sino que había proyectos para diversas áreas laborales como en la medicina. “Este trabajo lo estamos desarrollando desde 2009, este fue mi tesis doctoral al inicio y después en 2013, al graduarme del doctorado, sigo trabajando en el mismo”, declara. 

Con este proyecto se busca dar un mejoramiento al material con el que se pavimenta a la región, agregando microorganismos en el concreto para mejorar las propiedades del mismo y que éste genere propiedades autocurativas, lo cual ayudará a que haya menos grietas o no existan.

A pesar de que anteriormente lo analizaba en una empresa de metalúrgica, ya que contaba con el equipo necesario para analizar las pruebas, destaca el aporte de la UA de C, quien ha sido gran aliada en la investigación por la adquisición de un microscopio electrónico de barrido, con el que pueden analizar los minerales que producen las bacterias que ayudan al concreto a darle propiedades autocurativas, como el carbonato de calcio.

Señala que igualmente Bélgica presentó un proyecto similar años anteriores, sin embargo, la diferencia entre su investigación y la de ese país es que se compra la bacteria en laboratorio y en México se busca sea producida naturalmente en La Laguna. “Los investigadores dicen que aquí hay mucha flora y fauna, lo que hace que haya muchos tipos de microorganismos”. 

Actualmente, pese a que solamente se han hecho pruebas de laboratorios, se espera que próximamente se determine su aplicación a campo. 

Con información de Milenio

tijuana principal