En riesgo indígenas migrantes en Baja California: diputada Evelyn Sánchez

Tijuana
Tipografía

Estas familias que llegaron bajo engaños a esta frontera por grupos que les prometieron llevarlos a Estados Unidos, pero al final los dejaron varados en los diferentes municipios de Baja California, enfrentan serios riesgos de inseguridad, abuso policial, salud y explotación.

Tijuana.- Familias en Baja California, están expuestas a inseguridad, abuso policial, explotación y riesgos de salud, aseguró la legisladora Evelyn Sánchez Sánchez, en el marco del Foro Para el Protocolo de Atención Para las Familias en Contexto de Migración, dónde explicó que se ha incrementado la presencia de familias Tzotziles originarias del estado de Chiapas.

La diputada de la XXIV Legislatura de Baja California, Evelyn Sánchez Sánchez, afirmó que se han documentado casos de familias que llegaron bajo engaños a esta frontera por grupos que les prometieron llevarlos a Estados Unidos, pero al final los dejaron varados en los diferentes municipios de Baja California.

"Nuevamente vemos en los cruceros de las ciudades, principalmente en Tijuana, mujeres y hombres con menores de edad vendiendo algún producto, tratando de ganarse la vida y no es que ellos quieran estar en los cruceros, es lo único a lo que tienen acceso por su dificultad para comunicarse ya que por lo general no hablan español".

La legisladora Evelyn Sánchez quien preside la Comisión de Desarrollo Social y Asuntos Indígenas en la XXIV Legislatura, consideró que no hay estadísticas claras sobre la cantidad de indígenas en el estado, pero en el caso de los Tzotziles, hay una estimación de más de 300 familias recién llegadas a la entidad.

"Estas familias enfrentan serios riesgos de inseguridad, abuso policial, salud y explotación. El principal problema es la comunicación ya que hablan su lengua materna y no se saben comunicar en español, lo que los convierte en un grupo vulnerable"

Durante su participación en las mesas de trabajo, la legisladora por el Distrito XI, expuso la necesidad de garantizar la impartición de justicia con la implementación de traductores que faciliten la comunicación de las autoridades con indígenas que no hablan español. También se comprometió a presentar ante el congreso proyectos de ley que permitan a las autoridades dar mayor solución a las necesidades de la comunidad indígena en el estado.